Inicio pymes y autónomos Las rebajas de enero arrancan con descuentos de entre el 20% y...

Las rebajas de enero arrancan con descuentos de entre el 20% y el 40% y con consumidores y comerciantes “esperanzados”

Logo Siendo Pyme Web

Pese al auge del comercio online y la pandemia, muchas personas han acudido a las tiendas buscando, sobre todo, “prendas ya fichadas” con anterioridad

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 7 (EUROPA PRESS)

Las rebajas de enero han comenzado oficialmente este viernes 7 de enero y han arrancado con descuentos de entre el 20% y el 40% en gran parte de los establecimientos, donde los comerciantes han expresado su “esperanza” ante la respuesta de los compradores a este nuevo periodo. Por su parte, los consumidores se han mostrado “satisfechos” con los descuentos encontrados, si bien muchos reconocen que prefieren “esperar” a las segundas rebajas, “con mejores precios”.

El periodo oficial arranca este viernes, pero muchas marcas como anuncian descuentos desde hace días. El gigante textil Inditex, por ejemplo, decidió adelantar los descuentos en su página web y aplicaciones, donde las rebajas comenzaron a las 19,00 y 18,00 horas, respectivamente.

En estas plataformas, muchas de las prendas se agotaron enseguida, motivo por el que algunas personas se han acercado este viernes a la tienda física. “Tenía fichado un abrigo en termporada y estaba esperando por las rebajas para comprarlo, pero cuando miré en la web estaba ya agotado. He venido ahora y he tenido suerte”, explica Alba, de 26 años.

“Los descuentos están como siempre, al principio, entre el 20% y el 40%, igual este año un poco más”, indica otra joven, que reconoce que devolverá gran parte de lo que ha comprado, que no se ha probado. “Para los probadores hay mucha cola y con todo lo de la covid… Me lo llevo y lo pruebo en casa con calma, y luego ya devuelvo lo que quiera”, comenta.

Las colas en los probadores, eso sí, eran más cortas que otros años. No así las de las cajas ni tampoco la que se ha formado esta mañana a las puertas del local que Zara tiene en la Calle Compostela de A Coruña, antes de su apertura a las 10,00 horas; una imagen habitual en años pasados.

Si bien reconocen, en especial los más jóvenes, que ya prefieren la compra online, muchos han optado por la compra presencial, sobre todo los consumidores de más edad, que prefieren “tocar la prenda, probarla y si tal, comprarla”.

También respecto a los presupuestos hay diferencia entre generaciones. Los más jóvenes reconocen que, aunque tengan “fichadas” unas cuantas cosas, acaban “cayendo”, sobre todo a final de rebajas, con “caprichos” o cosas que, “aunque no se necesitan, están bien de precio”. Los mayores apuestan, sin embargo, por comprar “con cabeza” y por esperar a la segunda quincena, con mayores descuentos. “Si espero a finales de enero, ya no hay talla; ya casi no hay ahora”, replica Alba.

EL PEQUEÑO COMERCIO, PERJUDICADO

Los mayores son además los que más apuestan por acuden el pequeño comercio, de proximidad, “el más afectado” frente a los grandes descuentos de las multinacionales de moda rápida, según señala la Asociación Galega de Xerencia de Centros Comerciais Abertos (AGAXECCA).

En un comunicado, la asociación ha señalado que las rebajas de este año vuelven a escenificar la “indefensión” del comercio de proximidad frente a las “campañas agresivas de las grandes cadenas”.

“La desregulación de las rebajas, aprobada en el año 2012, permitió establecer saldos en cualquier momento del año y para cualquier producto, sin necesidad de que estuviera previamente en stock. Esta decisión, con la que se esperaba mejorar la competitividad y aumentar la facturación del sector, no tuvo los efectos esperados. La competencia provocó una lucha de precios, agravada por el auge del comercio electrónico, que tuvo como principal perjudicado al pequeño comercio local”, han explicado.

Afean además la conducta de las marcas que adelantaron las rebajas de invierno, que “echaron por tierra las expectativas del comercio de proximidad para la última semana de las compras navideñas”.

Es por este motivo que la AGAXECCA ha solicitado “volver a regular las rebajas” y así “proteger a la pequeña economía local”. Piden que se recupere el calendario marcado para las rebajas de invierno y de verano, desde el 7 de enero y desde el 1 de julio, respectivamente, y recuerdan que países vecinos ya han tomado medidas en esta línea. Portugal, prohibió por ley los saldos, hasta el próximo 10 de enero, “para proteger a un sector muy castigado por las restricciones sanitarias”.

La crisis sanitaria, reconocen encargados de pequeños comercios textiles, ha menguado “muchísimo” sus ingresos. “Y no contamos con la capacidad para resistir de los grandes”, incide María, dependienta en un comercio coruñés. Con todo, se muestra “esperanzada”, sobre todo por el apoyo de los vecinos, los clientes más habituales para este tipo de tiendas, pero también por la posibilidad de que los descuentos, publicitados a través de redes sociales, consigan atraer a nuevos clientes “con ganas de algo diferente”.

Y es que muchas tiendas de proximidad se han unido al comercio electrónico y cuentan además con perfiles en redes como Instagram o Facebook–, lo que les ha permitido “llegar a nuevos clientes”, uno de los motivos por los que son “positivos” ante las perspectivas de ventas.