Inicio pymes y autónomos El Consell de la Comunidad Valenciana aprueba el Patsecova, enfocado al comercio...

El Consell de la Comunidad Valenciana aprueba el Patsecova, enfocado al comercio de proximidad, empleo de “calidad” y “respeto al medioambiente”

VALÈNCIA, 29 (EUROPA PRESS)

El Pleno del Consell ha aprobado este martes el Plan de Acción Territorial Sectorial del Comercio de la Comunitat Valenciana (Patsecova), que entrará en vigor el 1 de septiembre de 2021 con un enfoque orientado al comercio de proximidad, el empleo de “calidad” y el “respeto al medioambiente”.

Así lo ha explicado la vicepresidenta de la Generalitat y portavoz del Consell, Mónica Oltra, en la rueda de prensa posterior al pleno del Consell.

Se trata del primer Plan que incorpora un “claro enfoque medioambientalista” orientado al sector y también del primer plan en la Comunitat de carácter territorial que sirve para ordenar un sector económico privado, a través de disposiciones y criterios vinculantes que tienen que ser incorporados en instrumentos promovidos por las Administraciones Públicas, como los urbanísticos.

El objetivo del Patsecova es definir criterios, directrices y orientaciones territoriales para que la ordenación comercial se desarrolle de forma coherente con la planificación territorial, asegurando los objetivos de calidad de vida y desarrollo sostenible contemplados en la legislación valenciana de ordenación del territorio y protección del paisaje.

El Consell espera que el Plan tenga consecuencias económicas positivas sirviendo de incentivo para el conjunto del sector, para detectar nuevas oportunidades, estimular la inversión pública y orientar las decisiones empresariales, y por otro lado permitir una mayor protección del medio ambiente, con la reducción de la utilización de los vehículos privados.

El Patsecova destaca el papel del pequeño comercio de proximidad en el mantenimiento del dinamismo de los territorios y en garantizar la accesibilidad de la población a los comercios. Según la Generalitat, la proximidad de los comercios que ofrecen bienes y servicios básicos reviste una importancia creciente para las personas de edad avanzada, discapacitadas, aisladas, de zonas poco pobladas o que carecen de medios suficientes para poseer un vehículo (17,3% personas por debajo del umbral de la pobreza).

El Plan incide en la protección y fomento de los pequeños comercios independientes, las autoridades locales, las pequeñas productoras de materias primas agrícolas, las pymes industriales, las personas asalariadas, afectados por la evolución y mejora competitiva de los grandes grupos de distribución.

Así, Oltra, preguntada por si el Patsecova supone un “freno a las grandes superficies”, ha negado este punto y ha subrayado que el plan “ordena un sector económico importantísimo” en la Comunitat y “pone en valor un sector que crea ocupación frente a criterios de proximidad”.

Ha destacado que “uno de los objetivos fundamentales es impulsar un empleo “de calidad”, “no deslocalizable”, “bien remunerado y estable”, al tiempo que se propicia la “diversidad comercial” y “que la gente pueda elegir el tipo de compra que quiere hacer y en qué tipo de comercio”.

Asimismo, Oltra ha incidido en su “desarrollo inteligente, sostenible y coherente con el resto de planes territoriales”, su “respeto a la sostenibilidad”, al “paisaje” y el hecho de que, con el plan, “las reglas de juego estén claras”.

Ha resaltado que proporciona “transparencia y participación a la iniciativa empresarial” y contribuye a “reducir la huella medioambiental” y a “estimular un consumo responsable”.

Amplio Consenso

Oltra ha destacado que “se ha llegado a un amplio consenso” y que, aunque “en todas las decisiones siempre hay resistencias, filias y fobias“, “se ha llegado a un acuerdo para el presente y el futuro“.

En la recta final de la tramitación del Patsecova, la Conselleria de Economía Sostenible dispuso dos períodos de participación pública para recoger las sugerencias, opiniones y propuestas de todas las administraciones, agentes y operadores de la distribución comercial, así como asociaciones representativas de los intereses de las personas consumidoras, y otros colectivos que pudieran estar interesados.

Una vez el proyecto estuvo ya en la fase final de aprobación, y cerrados ya los procesos de participación y audiencia pública, se recibieron nuevas sugerencias que introducen algunos cambios, entre otros, los relativos a la superficie mínima establecida para la clasificación de los proyectos comerciales que pasan en algunas tipologías de 1.001 a 1.751 m2, modificaciones respecto a los estándares de aparcamiento, una redefinición de superficie comercial, y aclaraciones respecto a la necesidad de autorización autonómica para ciertos proyectos.

En este sentido, y teniendo en cuenta la premisa de la Conselleria de Economía Sostenible de lograr el mayor consenso, se establece una vacatio legis de la norma hasta el 1 de Septiembre, que permitirá por una parte que los municipios tengan el tiempo suficiente y necesario para poder analizar dicha norma, y por otra, la apertura del procedimiento correspondiente para modificar la norma actualmente aprobada partiendo del acuerdo alcanzado que deberá finalizar antes de la entrada en vigor del Plan de Acción Territorial.

Tras la aprobación, se abre un período de consultas para que los agentes económicos presenten propuestas con en fin de adaptar y mejorar el texto. Al respecto, Oltra ha apuntado que, sobre le texto aprobado, se seguirá modificando el plan para adaptarlo a las necesidades y a la situación que derive de la pandemia. Así, ha explicado que su tramitación ha sido “muy larga” y que se remonta a la anterior legislatura, por lo que prevé que “muchos cambios en el plan vendrán determinados por la pandemia”.